Justificación racionalista de la conducta

Frankfurt, Harry G. 2004. Las razones del amor. El sentido de nuestras vidas, Paidós: 42.

Debemos comprender que el anhelo de proporcionar una justificación exhaustivamente racional de la manera en que vamos a conducir nuestras vidas es descabellada. La fantasía hiperracionalista de demostrar que todas nuestras acciones se basan en premisas exclusivamente racionales es incoherente y debemos abandonarla. … Lo que necesitamos es claridad y seguridad… que comprendamos qué es aquello que realmente nos preocupa, y que estemos resulta y firmemente convencidos de que cuidaremos de ello.

Acerca de Martin Montoya

I am Professor of "Ethics", "Analysis of Philosophical Texts", and "History of Contemporary Philosophy" at the University of Navarra, researching on practical philosophy.
Esta entrada fue publicada en Pensando en..., Racionalidad y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.