Justificación racionalista de la conducta

Frankfurt, Harry G. 2004. Las razones del amor. El sentido de nuestras vidas, Paidós: 42.

Debemos comprender que el anhelo de proporcionar una justificación exhaustivamente racional de la manera en que vamos a conducir nuestras vidas es descabellada. La fantasía hiperracionalista de demostrar que todas nuestras acciones se basan en premisas exclusivamente racionales es incoherente y debemos abandonarla. … Lo que necesitamos es claridad y seguridad… que comprendamos qué es aquello que realmente nos preocupa, y que estemos resulta y firmemente convencidos de que cuidaremos de ello.

Acerca de Martin Montoya

I am Professor of Ethics and History of Contemporary Philosophy at the University of Navarra. Researching on theories of action of Maurice Blondel and Thomas Aquinas, the debate about the metaphysics of free will, moral & religious beliefs, and epistemology.
Esta entrada fue publicada en Pensando en..., Racionalidad y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.